Proyectores LED y detectores de movimiento

Contar con una buena iluminación exterior es esencial para movernos con seguridad y tranquilidad, pero el uso de este tipo de iluminación puede resultar un poco caro si se hace un uso continuado, especialmente en invierno, cuando disponemos de menos horas de luz natural. Todo esto puede llevarnos a facturas de la luz más abultadas de lo deseado.

Para evitar este tipo de derroche energético y gasto económico tenemos a nuestra disposición proyectores LED para exteriores y detectores de movimiento y presencia como los que nos proponen desde la casa Hager.

El simple uso de un proyector que use tecnología LED ya supone un buen ahorro energético, ya que este tipo de luminarias son mucho más eficientes que las bombillas tradicionales, las fluorescentes y las halógenas. Además, su vida útil es mucho más elevada. Pero si a esto se le añade el uso combinado de un detector de movimiento y presencia, el ahorro y eficiencia energética es mucho mayor.

Hager nos propone una gama de productos que se adaptan a usos de exterior como iluminación de entradas, vías de acceso, terrazas, jardines o garajes; que suelen ser los puntos a iluminar más frecuentes en casi todos los edificios. Todas estas soluciones están equipadas con un difusor anti-deslumbramiento y permiten una orientación multidireccional tanto del proyector como del detector de presencia si se le integra uno.

Sus proyectores cuentan con diseños elegantes, cuidados y compactos, lo que hace que se integren a la perfección en cualquier entorno exterior. Asimismo, son muy fáciles de instalar, con un sistema de montaje que permite fijar el zócalo fácilmente y después clipar el proyector. Además, al contar con detectores de movimiento y presencia, se convierten en una solución perfecta para ahorrar más y usar energía solo en su justa medida: cuando hay alguien que necesite la iluminación de ese espacio solo durante el tiempo que se encuentre allí. Ni más ni menos.

En este aspecto Hager cuenta con soluciones 2 en 1, detectores de movimiento y presencia equipados con tecnología PIR (passive infrared) con una área de detección de movimiento de 6 metros de diámetro y de 4 metros para la detección de presencia, puesto que esta es más sensible. Estos productos se pueden instalar en el techo empotrados, en superficie o pueden venir directamente integrados en proyectores. En cualquier caso, la instalación es rápida y sencilla.

Todos los modelos disponibles tiene un diseño discreto, adaptado a cualquier ambiente. Realizan una medición continua de la luminosidad y permiten desconectar la iluminación cuando este no es necesaria. Asimismo, tienen un consumo en standby muy bajo, unos 0,3W.

Electroclub
Escrito por Electroclub

Deja un comentario




dos × 2 =